Corvje, el trío chileno inspirado en el pop punk se encuentra preparando el que será su álbum homónimo y para calmar las ansias en tiempos difíciles estrenan su más reciente EP titulado “Era” en las dependencias de la Sala SCD de Plaza Egaña, encuentro íntimo y emotivo luego de casi dos años sin tocar en vivo.

El equipo conformado por Stephan Von Marttens más conocido como Pepe (voz y guitarra), Felipe Lorca (bajo y coros) y Alberto Villarroel o Tito (percusiones) ya nos sorprendía con un sonido más indie desde hace unos años, un poco más de eso pudimos apreciar durante este show que abrían a las 19:20 con la entrada de Tito quien se sienta en su batería mientras a sus espaldas unas visuales y voz en off nos recuerdan que ante cualquier crisis y pese al llanto derramado, siempre lo más importante es el coraje.

Entran los demás miembros e inauguran la velada con “Me pierdo”, single que lanzaron en mayo de este año y que con la potencia que los caracteriza en sus interpretaciones, enciende al público que ya comienza a cantar. Pepe agradece a la audiencia por acompañarlos en esta vuelta a los escenarios e invita a vivir esta experiencia libremente y a ponerse de pie si así lo quieren. Inician un juego con el público marcando con aplausos y voces el ritmo de lo que sería el segundo tema de la lista: “Crecer”.

Ya con “Duelo” donde los acompaña el videoclip en la pantalla y con “Fuegos de artificio” nos transportan a los momentos en que vemos pasar el tiempo frente a nosotros y momentos de frustración en que parece que los años no nos llevan a nada, además de entregarnos un poco de punk con esas guitarras distorsionadas.

Luego de un rápido cambio de guitarra gracias a un miembro del equipo, Pepe nos introduce a la primera canción acústica y sad de la noche, y sí que “Escapar” lo es. Le sigue Vacaciones de mí, tema que forma parte del nuevo Ep. En ambas se aprecian las armonías perfectas entre las voces de Pepe y Felipe.

Antes de interpretar “Lo vas a ver”, nos cuentan que se trata de una historia de descargo contra la industria de la música y todas las dificultades para funcionar en ella, irónicamente luego de este lanzamiento lograron entrar a la lista de editorial de Spotify: Indie Chile con “la canción llorona” según las palabras del vocalista.

En este momento Pepe se desprende de su guitarra un momento para dar paso a “Dónde voy”, no sin antes expresar lo emocionado que se encuentra, sentimiento que sin duda los asistentes también tuvimos, ¿y cómo no? Con la experiencia de escucharlos en vivo y compartir con quienes se identifican con tan profundas letras. En este tema el frontman se mueve por el escenario, juega con la audiencia y sus compañeros de banda mientras Tito toca con maestría la batería, habilidad aplaudida por el público en varias ocasiones.

Con la guitarra eléctrica de vuelta, “Fugaz” fue dedicada esta vez a todos los seres queridos que se ha llevado la pandemia, recordándonos que el tiempo no vuelve atrás y que podemos extrañar mucho del pasado, pero el coraje nos hará salir de los momentos más complejos en que nos cegamos por el vacío emocional. Y hablando de no poder ver, para “3:34” Pepe se saca los lentes, acto simbólico para el contexto de la canción y para disfrutarla cabeceando, ¿por qué no?, hasta parte del público se puso de pie.

Luego de una dinámica muy entretenida dirigida por Felipe y chistes internos compartidos con el público, “¿Qué hago acá?”, parte de “Era”, fue muy bien recibida por la fanaticada que acompañó con sus voces la canción que habla sobre el Covid y de las relaciones tóxicas. Le siguió “Indirectas”, tema que la audiencia coreó de principio a fin haciendo temblar la sala mientras a las espaldas de la banda se apreciaba el videoclip del single animado por Omega Duck.

Después de cantar el Feliz cumpleaños junto al público a Pelao, stage mánager de Corvje era el turno de “Sigo dudando” y un mensaje sobre la convivencia con la depresión, el cuidado que debiésemos darnos en cuanto a salud mental y aprender a pedir ayuda.

Finalizaron con broche de oro cumpliendo así el estreno de “Era” y un setlist de 15 canciones alrededor de su trayectoria de más de seis años en un ambiente acogedor como en casa. Nos sumergieron en un mar de emociones, momentos reflexivos, bromas y buena energía que plasmaron en una fotografía grupal con el público para inmortalizar un concierto que tuvo de todo y lo dijo todo, soltando la energía contenida después de lo que pareció una eternidad sin esta catarsis.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply.