Una obra que enfrenta la pesadilla de la muerte inminente, en una historia extraordinaria del legendario guitarrista británico y su dura batalla contra el cáncer.

No, no es lo que piensas. No se trata de la historia de un dealer ni de una apología a las drogas. Más adelante entenderás la razón del éxtasis en la vida de un legendario guitarrista de rock, y el efecto que produce en él.

Wilko Johnson, cofundador de Dr. Feelgood suscitó más atención en la escena británica a mediados de los 70’s producto de la violencia frenética al tocar su instrumento, desarrollando una técnica en guitarra que consiste en combinar los papeles de la guitarra rítmica y solista, tocada con los dedos sin púa o uñeta. En YouTube hay cientos de videos explicando la técnica, en especial de Japón, donde el artista grabó varias clínicas de guitarra eléctrica.

La importancia de Dr. Feelgood, se establece en que su aparición en la escena británica produce un quiebre en la forma como estaba contemplado el rock. Una propuesta contraria a lo que era el glam rock, que nace en la época en la que el rock psicodélico abusaba del virtuosismo. De esta forma, Wilko junto a Dr. Feelgood se convierten en una de las fuentes de inspiración para lo que posteriormente deriva en el punk rock. Tanto por el despliegue en el escenario, así como también la portada del “Down by the Jetty”.

Acá puedes ver una aparición en directo en la TV británica:

 

“El éxtasis de Wilko Johnson” es un documental dirigido por Julien Temple que tiene como directriz la gira de despedida del artista, al ser informado que le quedaban diez meses de vida debido a un cáncer de páncreas y a la negativa de aceptar la quimioterapia como tratamiento.

El efecto que produce tal noticia, lo eleva a una sensación de éxtasis que describe como si realmente te das cuenta de tu existencia. Eufórico, al regresar a su hogar luego de la cita médica, lo hace reflexionar sobre la idea de que, si bien la muerte es inminente, realmente te hace dar cuenta lo maravilloso que es estar vivo.

Afortunadamente Wilko logró vencer el cáncer gracias a un fanático japonés que, por esas casualidades de la vida, es doctor especialista en la materia. También, en el documental menciona su paso como actor en la serie Game of thrones interpretando a Sir Ilyn Payne. Además, cuenta con la participación en las locuciones en off de Roger Daltrey, vocalista de The Who.

Actualmente nos encontramos en un periodo convulsionado. En el que los decesos están aún más presentes, en relación con la contingencia sanitaria. Quizás a través de la perspectiva que presenta el artista en el documental, podamos encontrar algún sentido a las interrogantes derivadas de la muerte.

El documental completo lo puedes ver subtitulado aquí:

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply.